¿Por qué hacemos regalos?

En todas las culturas se hacen regalos. Suelen hacerse por cumpleaños, día de la madre, del padre, navidades… Es más costumbre que obligación. El acto de regalar es un momento para detenerse y reflexionar sobre el papel que juega esa persona en nuestras vidas. Es una ocasión para mostrar nuestro aprecio.

A nivel personal, algunos pueden pensar que regalar se ha vuelto demasiado materialista. Hoy en día, obsequiar con una experiencia es tan válido o incluso más que hacerlo con un artículo material. No debemos subestimar el poder de regalar. Los psicólogos saben que regalar es una forma importante de conectar.

¡Un regalo tiene la capacidad de fortalecer un vínculo, mostrar amor y gratitud, o simplemente hacer que alguien se sienta especial! Pensar en el receptor y el tipo de regalo que le gustaría también mejora la conexión y construye relaciones. 

En Kantar hemos pensado en qué tipo de relaciones construye, basándonos en las emociones que implica regalar. Rellena el siguiente formulario y descubre las 6 emociones que se pueden activar en los regalos: