En nuestro anterior artículo hablábamos de la importancia del concepto de movilidad como servicio (Maas) y del cambio de paradigma que esto significa para, entre otros, el sector de la automoción. 

Uno de los objetivos de la movilidad del futuro será devolver las calles a sus habitantes, de ahí el importante papel de la movilidad como servicio y la movilidad compartida a la hora de ayudar a los ciudadanos a dejar el coche en casa para sus desplazamientos. Menos coches significa, además de menos contaminación, calles más seguras y más gente optando por la bicicleta o el patinete eléctrico u otros medios alternativos. Estos ocupan menos espacio que un coche y ayudan a solucionar problemas de densidad de tráfico y falta de espacio. Por ello, la micromovilidad es otro de los pilares sobre los que construir la movilidad urbana del futuro.

Una ciudad en la que es fácil vivir y desplazarse, sin contaminación y sin el estrés de los atascos al ir y volver del trabajo, repercute positivamente en la salud física y mental de los habitantes. Por eso, apostar por opciones de micromovilidad no solo ayuda a descongestionar las calles de coches, beneficiando al medioambiente, también haría más felices a los habitantes de las ciudades. En su reciente estudio, Kantar preguntó a los más de 20.000 participantes cómo se sentían al usar métodos de movilidad urbana distintos al vehículo privado, pidiendo que indicaran el nivel de satisfacción que sentían al usar cada uno de ellos. Los resultados coinciden con el estudio anterior realizado en España, (Tendencias en Movilidad Urbana 2018). En ambos estudios se hace patente la preferencia por los vehículos de dos ruedas, con las motos como la opción con más usuarios “encantados” seguida por las bicicletas, tanto tradicionales como eléctricas.


Integrar con éxito las diferentes opciones de movilidad en un ambiente urbano complejo por naturaleza es uno de los mayores retos a los que se enfrentan tanto instituciones como proveedores de movilidad y fabricantes. Sin duda es un reto complicado y con múltiples variables, pero, en definitiva, se trata de trabajar para el bienestar de las personas en las ciudades en las que viven, trabajan y por las que se mueven a diario.

Para más información de lo que ofrece nuestro informe Mobility Futures puedes registrarte al webinar que dará Kantar el próximo 4 de noviembre junto a Automotive World aquí

Además, recuerda que puedes descargarte nuestra publicación informativa, que ofrece una visión sobre el potencial de mejora y las previsiones en movilidad para los próximos años: 

Fuentes: Mobility Futures, Kantar 2019

Tendencias en Movilidad urbana, Kantar 2018